4 diciembre, 2012

Millo reclama serenidad y pide a Rigau que “no actúe de consellera incendiaria, confundiendo a la opinión pública con mentiras”



El portavoz del PPC en el Parlament, Enric Millo ha reclamado hoy serenidad y ha pedido a la consellera de Educación, Irene Rigau que “no actúe de consejera incendiaria, confundiendo a la opinión pública con mentiras”. Millo ha enmarcado estas declaraciones de la consellera “en el interés velado para generar un conflicto permanente entre el Govern de la Generalitat y el Gobierno del Estado, una situación que sólo beneficia a CiU y ERC, no al conjunto de los catalanes”. “Rigau está haciendo méritos para repetir en el próximo gobierno independentista”, ha añadido.
En este sentido, Millo ha desmentido a la consellera explicando que “el texto establece que el castellano debe ser lengua vehicular junto con el catalán, y no en sustitución de éste. De lo que se trata es que la proporción sea razonable”. Según el portavoz del PPC, “el Gobierno de Cataluña tiene la facultad de decidir en qué proporción se utilizarán como lenguas vehiculares el castellano y el catalán. Ahora la Generalitat tiene establecido que el catalán lo sea en el 100% de los casos y el castellano en el 0%, y esto no es una proporcionalidad razonable”. Así, ha afirmado que “el PPC sigue defendiendo un modelo de bilingüismo integrador como corresponde a una sociedad bilingüe con dos lenguas oficiales, la propia y la común”.
Sin embargo, Millo ha afirmado que “no es cierto que el catalán pase a ser una lengua optativa, que se reduzca el número de horas ni que se pueda pasar la ESO sin catalán. Todas estas cuestiones seguirán siendo competencia de la Generalitat”. En esta línea, ha explicado que “la LOMCE no relega el catalán a un cuarto orden, sino que especifica exactamente que es obligatoria su enseñanza en Cataluña y que es la Generalitat quien decide el número de horas de catalán y literatura catalana que deben darse”. Asimismo, ha aclarado que “las materias troncales son aquellas donde el contenido será fijado por el Ministerio de Educación, las materias comunes a todo el Estado que continúan representando un 55%, pese a que se había especulado con un aumento de este porcentaje”. “El catalán, el gallego o el vasco no pueden ser troncales, porque no son asignaturas comunes a toda España, y por este motivo se les da el nombre de asignatura de especialidad. En estas asignaturas se da libertad a las comunidades autónomas para fijar cómo y cuánto se imparten”.
Finalmente, el portavoz del PPC ha recordado a Rigau que “el texto al que se refiere se trata sólo de un borrador que está en discusión entre las comunidades autónomas, que debe volver al Consejo Escolar, después al Gobierno y, posteriormente, al Congreso de los Diputados y al Senado, donde habrá un trámite de enmiendas para debatir, enriquecer, cambiar lo que sea necesario y aprobar definitivamente la ley”. “No se puede hacer frente común contra lo que no existe, y mucho menos llevarlo al Tribunal Constitucional”, ha añadido.
Para Millo, “esta ley contempla muchos aspectos que buscan mejorar la calidad de la enseñanza y combatir el fracaso escolar”. “En una actitud perversa, la consellera ha focalizado la atención en una cuestión polémica, se ha inventado un problema, ha generado un fuego espectacular con los mismos argumentos de confrontación de siempre, en lugar de hablar en la Conferencia de Educación y aportar las propuestas que considere oportunas “, ha concluido.

Compartir

Facebook Twitter MySpace Technorati
Menéame Delicious NetvibesYahoo!